¿Quiere conseguir una hipoteca barata para comprar su futura casa?

En el momento en que decidimos comprar una vivienda, el conseguir una hipoteca barata se convierte en uno de los principales objetivos.  

Para ello, se pueden seguir varias recomendaciones. Financiar sólo el importe estrictamente necesario es una de ellas, si bien la principal es que la hipoteca tenga el tipo de interés más bajo posible. (Sea fijo o variable)

Para ello, la vía más común para conseguir una hipoteca barata es a través de las vinculaciones. Esto es, contratar otros productos de la entidad que, asociados a la hipoteca, hacen que ésta tenga un interés más reducido.

Las vinculaciones más habituales son suscribir una cuenta nómina, domiciliar recibos, contratar varios seguros (vida, hogar y protección de pagos son los más repetidos) y un plan de pensiones, ser titular de una o varias tarjetas (de crédito o débito), etcétera.

Todo ello, es un más a más: la entidad nunca podrá exigir su contratación como condición imprescindible en la concesión de la hipoteca. Y queda en manos del futuro titular, el hecho de suscribirlas o no. Podría ser:

-Domiciliar nómina (o ingresos regulares justificados) y recibos del hogar

-Contratar dos tarjetas (débito y crédito)

-Suscribir dos seguros (vida y hogar)

En este tema, podemos encontrar en las entidades bancarias hipoteca con y sin vinculación, tanto a interés variable, como fijo o mixto (con un interés fijo inicial hasta a 10 ó 15 años y variable el resto).

Éstas son algunas de las recomendaciones que les proponemos si quieren conseguir una hipoteca barata cuando decidan comprar una vivienda.